Carlo Seminara, el hombre de todos los ritmos

Al frente de un noneto, El percusionista presenta en vivo en el parque de España su nuevo álbum, “Barcos”.

Carlo y la barricada del ritmo. Músicos e instrumentos al servicio de una idea cuyo hilo conductor son las distintas músicas folclóricas latinoamericanas.

En su nuevo álbum, “Barcos”, Carlo Seminara se rodea de un montón de instrumentos: congas, cajones, pandeiros, berimbaus, bombo legüero, cajas chayeras, alegre, quijada, cajita, atabaques, entre los más populares y los menos reconocibles y, también, entre máquinas y otros accesorios. Quienes lo acompañan no se quedan atrás: una selección que toca timbales, marimbas, tambora, cuica, guitarra, banjo, bajo, contrabajo, acordeón, piano, sinte, clarinete bajo, violín, scratch, cello, guembri, farfisa y batería. Además, los ritmos a lo largo de los diez temas que conforman el CD, van de la cumbia al chill out, pasando por chacarera, candomblé, samba, free jazz, carimbó, meu boi, wanaragua, bulería y hasta murga uruguaya.

Por todo esto, quien se disponga a escuchar la música de Seminara tendrá que dejar de lado lo que se entiende por género musical y, al mismo tiempo, tener la oreja bien abierta. También, por esta multitud de cuestiones la presentación en vivo de “Barcos” de esta noche en el teatro Príncipe de Asturias del Parque de España no será un recital más.

“Barcos” suena muy diferente al CD anterior “A cada santo una vela”, sin embargo la filosofía de la música de Carlo Seminara parece ser la misma. “Sí, la esencia, la estética y la manera de contar es la misma, porque en definitiva es muy personal, muy viscera”, dice el músico. “La diferencia tal vez es lo que se cuenta en cada caso. El disco anterior, como todo primer disco, es una especie de catarata de ideas, acumulados a lo largo de muchos años; en cambio este disco fue gestándose en cuatro años, respondiendo a nuevas inquietudes y búsquedas”

la nota completa