Lo que uno busca desesperadamente es la belleza”, afirma Chango Spasiuk

El acordeonista lanzó “Otras canciones”, donde versiona a Billie Holiday y Spinetta. El viernes lo presenta en El Círculo. por Pedro Squillaci

   —¿Si bien sos un artista versátil, este disco es el más variado de tu carrera. Es una fotografía de tu realidad artística?    —Me agrada mucho que se vea así, por eso sale el disco. A veces en un viaje largo, yo decía «voy a ver cómo son estas grabaciones cuando las grabé para tal o cual proyecto». Y las ponía en el auto y de pronto me sorprendía con un «guau, pero esto suena muy bien, habría que grabarlo para que no se pierda». Y tenerlo a todo junto te pone en una perspectiva de un trabajo creativo, que no conoce mucha gente de mí, y me alegra mucho porque es un disco que yo pongo y me gusta escuchar. De ahí que me da alegría compartirlo.

   —”Otras músicas” se titula tu disco, pero vos siempre sostenés que “música es una sola”.

—Le puse “Otras músicas” respecto a la tradición con la cual se me asocia. Porque por ahí alguien esperaría una continuación de “Pynandí” o un nuevo disco de estudio como “Tarefero de mis pagos”, o “Tierra colorada”, grabado en el Teatro Colón. Todos están como conectados tímbricamente, en el repertorio y todo lo demás. Pero “Otras músicas” es porque es otro concepto también, otro sentido estético y sonoro (ver aparte). Hay un gran músico turco (Kudsí Erguner), que dice “la música es una”, y lo sostengo porque algunos dirán que «el chango no toca más chamamé». Y no, no es eso, porque es en la superficie, en el fondo la música es una, porque esa única música y esa única canción que uno está buscando, una y otra vez, insistentemente es la búsqueda de la belleza, que uno está buscando desesperadamente. Yo no doy nada por sentado, cambian las estéticas, cambian los proyectos, cambian las contextos, cambian las texturas, pero la música es una en el fondo, porque es una sola la necesidad que te pone en movimiento para hacer esa búsqueda.\la nota completa

ver más